Hoteles Costa Dorada

    Vacaciones en la Costa Dorada

 

Alojamiento

- Apartamentos vacaciones

- Casas vacaciones

- Hoteles Costa Dorada

Destinos de vacaciones

- Altafulla

- Calafell

- Cambrils

- Creixell

- Cunit

- El Vendrell

- L'Ametlla de Mar

- L'Ampolla

- La Pineda de Salou

- L'Hospitalet de l'Infant

- Miami Playa

- Salou

- Sant Carles de la Ràpita

- Sitges

- Torredembarra

Destinos turísticos

- Andorra

- Barcelona

- Delta del Ebro

- Monasterio Poblet

- Monasterio Santes Creus

- Montblanc

- Montserrat

- Parque Sama

- Peñiscola

- Pont del diable

- Port Aventura

- Siurana

- Tarragona

- Tortosa

- Destinos turísticos

Informaciones

- El tiempo Costa Dorada

- Costa Dorada

- Aviso legal

- Costa Dorada

Montserrat: Montaña y monasterio

El imponente macizo montañoso de Montserrat con su popular monasterio de Santa María de Montserrat y las formaciones rocosas en forma de dedo se encuentran en el interior de Barcelona y son claramente reconocibles ya desde lejos. Por una carretera de unos 8 kilómetros de largo se llega a los aparcamientos por debajo del monasterio uno de los monumentos españoles más visitados.

Aquí se puede visitar el interesante convento y en caso de interés ponerse a la cola para visitar a la Virgen Negra.

Al que no le valga con esto puede subir a la cima del Montserrat o bien por funicular o por uno de los senderos. Allí arriba se puede hacer senderismo sin aglomeraciones y en caso de buen tiempo y aire claro disfrutar de las maravillosas vistas.

En el corazón de Cataluña reina desde hace cientos de años este antiguo monasterio benedictino a los pies de las impresionantes montañas del mismo nombre. El sistema montañoso rodeado por una planicie ancha y con una cima de hasta 1200 m de altura ha hecho volar la fantasía de los hombres debido a las paredes escarpadas y a las cimas con la forma de los dientes de una sierra.

Para llegar al convento hay que atravesar con coche una carretera llena de curvas. A la cima se llega con el funicular o a pie por senderos que hacen disfrutar del relax cercano a la naturaleza en caso de que se quiera huir del estrés de la cercana ciudad de Barcelona.

80 monjes viven aún allí y dirigen su rutina según las normas tradicionales del siglo VI con lo que le dan a este monasterio nombrado por primera vez en el año 888 un encanto antiguo vivo. Y con cada visita se dispone uno a hacer un viaje al pasado. El ambiente sagrado se completa cuando, cada día a la una, un coro de escolanos entona su canto y llena con sus voces las murallas del monasterio.

La talla de la Virgen Negra, popularmente conocida como la Morenita, proviene del siglo XII. La también llamada Nuestra Señora de Montserrat, es uno de los valiosos tesoros que encierra el convento. Está tallada en madera de olivo y se le atribuyen multitud de milagros, lo que ha contribuido a la popularidad del monasterio.

Incluso Goethe escribió un día, refiriéndose al impresionante monasterio y a su impacto: “El hombre no encontrará en ningún lugar su descanso, excepto en el propio Montserrat”. Ese espectáculo majestuoso y motivador hay que verlo y experimentarlo en persona y con los propios ojos para poder dejarse encantar con la tranquilidad sagrada del maravilloso lugar.